Blog

Encuentra tu por qué con el circulo dorado

por para Blog enero 27, 2021

La clave está en encontrar tu por qué

¿Alguna vez te has preguntado por qué hay personas que se levantan motivadas todas las mañanas para ir a trabajar? La respuesta es porque disfrutan lo que hacen, pero tú también puedes encontrar qué te hace feliz de lo que realizas cada día en tu trabajo.

Como explico en mi libro el Método CLICK, cuando empiezas a entender el porqué de lo que haces, descubres el motivo fundamental de lo que haces día a día. Es tu causa, tu propósito. En él se sustentan tus metas, la contribución que haces al mundo y el impacto que generas en las personas que te rodean.

Todo el mundo tiene un porqué. Es la base de tu pasión y de tu motivación.

Sin embargo, aunque es posible que no te hayas parado a reconocer cuál es el tuyo y haya veces que te sientas perdido, pero te aseguro que lo tienes.

Encuentra tu porqué con el Círculo Dorado

Antes de centrarnos en el descubrimiento de tu porqué, es necesario que comprendas un concepto muy importante: el Círculo Dorado.

Lo conforman tres palabras: qué, cómo y por qué. Cada persona (y cada organización) opera en esas tres palabras o en esos tres niveles. El QUÉ son las cosas que haces (por ejemplo: los productos que vendemos, los servicios que ofrecemos o los trabajos que realizamos). El CÓMO es tu manera de hacer las cosas, aquello que te hace diferente al resto. Y el PORQUÉ está formado por tus creencias y motivaciones más profundas; pero lo curioso es que muy pocos saben darse cuenta de forma clara el porqué de lo que hacen.

Pero, detengámonos un segundo; puede que estés pensando: «La mayoría trabaja por dinero, ¿no?». Y claro, eso parece un porqué obvio, pero no es así. El dinero es solo una consecuencia. El PORQUÉ va mucho más allá.

Vamos a ver el modelo del Círculo Dorado para explicar como líderes como Steve Jobs o Martin Luther King fueron capaces de conseguir lo que otras personas no habían conseguido. Si has visto su charla TED puede que ya estés familiarizado con el Círculo Dorado, ahora te voy a mostrar los puntos más importantes.

Las tres preguntas en las que se basa el círculo dorado de Simon Sinek son las siguientes:

  • ¿A qué te dedica o qué haces en tu trabajo?
  • ¿Cómo realizas tu labor?
  • ¿Cuál es tu misión o por qué lo haces?

Una manera sencilla de darte cuenta de cuál es tu porqué es pensar: ¿por qué te buscan tus amigos o compañeros cuando necesitan algo? En ese ámbito ellos te consideran un referente y tu opinión es importante.

Todos y cada uno de nosotros tenemos una manera única de realizar las cosas, ya que cada persona tiene un potencial y unas fortalezas distintas a otro: piensa qué te hace diferente.

Descubrir tu porqué es como buscar otro en el rio del pasado: el otro está allí, pero perdido en la turbidez del río. Sólo cuando tomas tiempo para analizar tu pasado, irás extrayendo pepitas tras pepitas y lo convertirás en un tesoro.

Si te gustaría ahondar en este tema, pulsa en el siguiente vídeo:

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    Cesta